Condiciones actuales en Utrera

viernes, 21 de marzo de 2014

Invierno 13/14 en España por Aemet

Un invierno cálido y húmedo pero con una distribución desigual de las precipitaciones


20/03/2014  El invierno 2013-2014 ha sido en conjunto cálido, con una temperatura media de 8,3º C, valor que se sitúa 0,4º C por encima del valor medio normal. En cuanto a precipitaciones, ha sido húmedo en conjunto, con una precipitación media de 245 mm, valor que queda en torno a un 20% por encima de la media del trimestre.
El invierno 2013-2014 (período comprendido entre el 1 de diciembre y el 28 de febrero) ha sido en conjunto cálido, con una temperatura media sobre el conjunto de España de 8,3º C, valor que se sitúa 0,4º C por encima del valor medio normal (período de referencia 1971-2000).
Serie de temperaturas medias en España en el trimestre diciembre -febrero (1961-2013)
Serie de temperaturas medias en España en el trimestre diciembre -febrero (1961-2013)
Las temperaturas medias estacionales se situaron por encima de los valores normales en casi toda España, como se advierte en el mapa adjunto, si bien las anomalías térmicas sólo fueron superiores a 1º C  en algunas zonas del este peninsular y de la zona oriental de la vertiente cantábrica, así como en puntos de Baleares y del sur de Extremadura.  En Canarias el invierno fue de temperaturas próximas en general a los valores normales  de la estación.
Temperaturas invierno
Temperaturas invierno
La evolución de las temperaturas a lo largo del trimestre refleja el marcado cambio en las condiciones meteorológicas dominantes que se produjo a finales de diciembre, con un claro predominio del tiempo anticiclónico, seco y frío en las primeras tres semanas de diciembre y de los vientos de poniente húmedos y relativamente templados en los últimos días de diciembre y en los meses de enero y febrero, con paso de sucesivas borrascas de origen atlántico. Ello ha dado lugar a que se hayan registrado en estos tres meses numerosos temporales de viento con rachas muy fuertes, que han afectado principalmente a Galicia y  a las regiones cantábricas. De esta forma mientras que diciembre fue más frío de lo normal, con una anomalía térmica media de -0,8º C, enero resultó muy cálido, con anomalía positiva de 2,0º y febrero casi normal, con una anomalía media de +0,2º C.   
En diciembre las temperaturas medias fueron inferiores a las normales en todas las regiones, con excepción de  Canarias, sur de Andalucía y algunas pequeñas zonas del norte peninsular, así como en zonas altas del Sistema Central, donde se superaron ligeramente los valores medios. En amplias zonas del interior de la mitad norte peninsular las anomalías térmicas negativas fueron mayores de 1º C. Enero resultó por el contrario mucho más cálido de lo normal, de forma que en amplias zonas de la mitad norte y centro peninsular, así como en Extremadura y Castilla-La Mancha, las temperaturas medias mensuales llegaron a superar en más de 2º C los valores normales.  En Baleares enero resultó también relativamente cálido con anomalías térmicas positivas de  entre 1º C y  2º C, mientras que en Canarias las temperaturas se separaron poco de los valores normales. Febrero fue casi normal en conjunto, si bien resultó algo más cálido de lo normal en las regiones de las vertientes mediterránea y cantábrica, así como en amplias áreas de la mitad sur peninsular, con anomalías térmicas positivas superiores a 1º C en la zona levantina. Por el contrario fue más frío de lo normal en Castilla y León, Madrid,  norte de Castilla- La Mancha y Extremadura y oeste de Galicia.  En Baleares febrero resultó cálido con anomalías térmicas positivas medias cercanas a 1º C, mientras que en Canarias las temperaturas se separaron poco en general de los valores normales, si bien resultó algo mas frío de lo normal en Tenerife y normal o ligeramente cálido en el resto.
Las temperaturas mínimas más bajas del trimestre se registraron curiosamente antes del inicio del inverno astronómico, en la primera mitad de diciembre, cuando se   registraron heladas en todo el interior peninsular, incluso en cotas bajas, que llegaron a ser fuertes en los sistemas montañosos y en zonas altas de las mesetas,  destacando como valor extremo el de Molina de Aragón (Guadalajara) con -10,9º C el día 11 diciembre y, entre capitales de provincia, Salamanca (Matacán) con -9,4º C los días 8 y 9 de diciembre y Burgos (aeródromo de Villafría) y Teruel con - 8,2 º C el día 10 de diciembre.
Las temperaturas más elevadas del trimestre se alcanzaron en los primeros días de diciembre en Canarias y en la segunda decena de febrero en el sureste peninsular.  Destacan como valores más elevados los registrados el día 13 de febrero en la región de Murcia, con 27,2º C en el observatorio de Murcia y 26,6º C en la base aérea de Alcantarilla y, en Canarias el valor máximo de 26,8º C registrado en el aeropuerto de Gran Canaria el día 3 de diciembre.

Precipitaciones
El invierno ha sido húmedo en conjunto, con una precipitación  media sobre España de 245 mm., valor que queda en torno a un 20% por encima de la media del trimestre
Serie de precipitaciones medias sobre España (mm.) del trimestre diciembre-febrero
Serie de precipitaciones medias sobre España (mm.) del trimestre diciembre-febrero
Como se aprecia en el mapa que se adjunta, la distribución geográfica  de las precipitaciones del invierno ha sido desigual, marcada por el claro predominio de los vientos de poniente. De esta forma, las precipitaciones acumuladas en el trimestre  han superado los valores normales en las regiones de la vertiente atlántica, con excepción del oeste de Andalucía y sur de Extremadura, y en la mayor parte de  las regiones cantábricas y área de Pirineos, mientras que ha resultado por el contrario muy seco en las regiones mediterráneas. Las cantidades registradas llegan a superar en más de un 50% los correspondientes valores medios en el sur de Galicia y en extensas zonas de Castilla y León y de Castilla-La Mancha, así como en un área del interior de Andalucía y en las islas Canarias, con excepción de Lanzarote y Fuerteventura.  Por el contrario, como ya sucedió en el otoño, el invierno ha sido muy seco en el este peninsular, con precipitaciones por debajo del 50% del valor normal en la franja mediterránea que se extiende desde el nordeste de Cataluña a Murcia, quedando incluso por debajo del 25% de dicho valor en una zona situada en el centro de la comunidad de Valencia.  
Precipitaciones invierno
Precipitaciones invierno
El mes de diciembre resultó algo mas seco de lo normal, debido a que hasta entrada la segunda quincena sólo se registraron precipitaciones significativas en Canarias, mientras que los meses de enero y sobre todo febrero fueron más húmedos de lo normal.   
Diciembre tuvo carácter seco  en el nordeste peninsular, al norte de una línea que une el este de Asturias con el norte de la provincia de Alicante, así como en el sur y oeste de Andalucía y en diversas áreas de Galicia, Extremadura, oeste de Castilla-La Mancha y sur de Castilla y León. En el resto de España las precipitaciones acumuladas en diciembre alcanzaron o superaron los valores normales. Este mes resultó especialmente húmedo en las islas Canarias, con excepción de Lanzarote y parte de Fuerteventura, con precipitaciones que superaron el triple del valor normal del mes en las islas de Tenerife y el Hierro, así como en parte de La Gomera y en el sur de Fuerteventura. Enero fue seco a muy seco en las regiones mediterráneas, especialmente en el área levantina,  así como en menor medida en algunas áreas del extremo suroeste peninsular y de los dos archipiélagos. En el resto de España fue muy húmedo en general, con precipitaciones mensuales que superaron en más de 50% los valores medios  en Galicia, regiones cantábricas, la Rioja, Navarra, norte de Aragón, interior de Cataluña, norte de Extremadura, algunas áreas del interior de Andalucía y gran parte de Madrid, Castilla y León y Castilla-la Mancha. Febrero tuvo un comportamiento en cuanto a precipitaciones similar al del mes anterior, habiendo sido muy seco en Murcia, Valencia y extremo este de Andalucía, mientras que en las regiones de la vertiente atlántica fue muy húmedo, con precipitaciones que superaron el doble de los valores medios en el sur de Galicia y amplias zonas del oeste de Castilla y León, oeste y norte de Castilla-La Mancha, Madrid, norte de Extremadura e interior de  Andalucía, así como en parte de Canarias.  
A lo largo del trimestre invernal se produjeron diversos episodios de precipitaciones intensas, de entre los cuales destacan los siguientes: las precipitaciones fuertes que se registraron en Canarias, en especial en la isla de Tenerife el día 11 de diciembre, el temporal que afectó a toda España, sobre todo al oeste peninsular, entre los días 23 y 25 de diciembre, el que afectó a las regiones de la Vertiente Cantábrica ya  mediada la tercera decena del mes de enero, las fuertes precipitaciones que se produjeron en el País Vasco el 1 de febrero y las que afectaron a Galicia y Canarias el 14 de febrero.
El valor máximo de precipitación diaria acumulado entre observatorios principales en el trimestre correspondió a Izaña (Tenerife) con 136,8 mm el día 11 de diciembre, seguido del aeropuerto de Tenerife-sur con 109,0 mm., valor también registrado el citado día 11.

FUENTE AEMET

No hay comentarios:

Publicar un comentario